Un rootkit permite un acceso de privilegio continuo a una computadora pero que mantiene su presencia activamente oculta al control de los administradores al corromper el funcionamiento normal del sistema operativo o de otras aplicaciones. El término proviene de una concatenación de la palabra inglesa root, que significa ‘raíz’ (nombre tradicional de la cuenta privilegiada en los sistemas operativos Unix) y de la palabra inglesa kit, que significa ‘conjunto de herramientas’ (en referencia a los componentes de software que implementan este programa). El término rootkit tiene connotaciones peyorativas ya que se lo asocia al malware.

En otras palabras, usualmente se lo asocia con malware, que se esconde a sí mismo y a otros programas, procesos, archivos, directorios, claves de registro, y puertos que permiten al intruso mantener el acceso a una amplia variedad de sistemas operativos como pueden ser GNU/Linux, Solaris o Microsoft Windows para remotamente comandar acciones o extraer información sensible.

descarga-1

Advertisements